Noia de Vidre (aquesta ets tu)

Loading...

lunes, 12 de diciembre de 2011

Volver a ser una niña para cambiar el mundo

Volver a ser una niña para cambiar el mundo; eso mismo se preguntó Saray cuando tubo aquél sueño.
Soñó que retrocedia en el tiempo, muy rapidamente, de mujer a niña.
Y de niña pasaba a años atrás sin sentido alguno (de momento)
No podia explicarse cómo ella, siendo una mujer de 27 años felizmente casada tenia ahora que retroceder en el tiempo y llevar un vestido holgado y aparentar unos 11 años.
Se sintió perdida, no sabía que hacer ni hacia dónde ir, pues Saray en el 2011 lleva una vida muy distinta a la del 1941.
Sus ojos, entonces llenos de alegria por jugar con su perra, se volvieron tristes al ver algunas imagenes de la antigua Barcelona de la post-guerra.
En la estación de Francia, en el andén numero dos conoció a su abuela. Tenian la misma edad, once años. 
Rosa, la abuela, vestia con unos leotardos verdes y faldita de pana, un jersey con bolitas que Saray hubiera tirado a la basura y una gabardina "de esas que pican" de color verde.
Saray llevaba ése vestido holgado con tonos rosados que el "tiempo" havia elegido para ella. 
Supongo que se conocieron porque a Rosa le llamó la atención la vestimenta de Saray.
Se pasaron la tarde charlando en el puerto, de éso modo Saray pudo almacenar toda la informacion posible sobre su abuela.

Por la noche, Saray se quedava dormida en un bagón de tren de la estación de Francia.
Allí conoció a su abuelo, pues tenia cita programada con su abuela en diez minutos. Fué testigo de el enamoramiento de sus abuelos.
Entonces fué cuando decidió que podía cambiar muchas cosas.
Se acercó a ellos, les dijo que aprovecharan sus momentos, porque serían muy felices y tendian muchos hijos, pero que por favor, jamás se fueran de Barcelona y estrecharan la mano con aquél Señor tan amable que vendia fármacos.
Ellos no entendian nada...incluso le preguntaron que porque deberian hacerle caso. Entonces les respondó: 
- Porque soy vuestra nieta Saray, y os amo con todo mi corazón y no se porque he llegado hasta aquí...supongo que para poder cambiar el futuro, la historia de la familia, por eso os aviso, no estrechés nunca la mano con ese Señor, os lo encontrareis cerca de 1959 y os va a convercer que sus fármacos son milagrosos. 
Si estrechais la mano con ése falso directivo de farmacia, nuestra familia (la familia que vais a crear) se va a ir al garete.

Su abuela la miró le dió un abrazo y el abuelo le sonrió con satisfacción.
Saray volvió a subir al tren, se sentó en el primer asiento libre. El tren arrancó. El vapor de la estación no le dejava ver las caras de mis abuelos, y al poco rato se durmió. 

Algunos dicen que Saray simplemente tubo un sueño, otros dicen que está loca, y otros, cómo yo, piensan que es una chica valiente, porque sigue luchando, y quizá no podamos cambiar todo el mundo pero ¿y si nuestros sueños nos dieran la oportunidad de viajar al pasado para cambiar un pequeño asunto?
Valiente Saray, Valiente estrella que brillas en el cielo hoy.


No hay comentarios:

Publicar un comentario